• Conferencia de prensa inaugural de las conversaciones de paz de Yemen en Suecia, 6 de diciembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: jueves, 6 de diciembre de 2018 18:54

La delegación yemení en las negociaciones de paz enfatiza que Arabia Saudí y sus aliados no quieren acabar con la guerra que ha devastado a su país.

En una entrevista concedida este jueves a la cadena iraní Al-Alam, Abdulmalik Al-Ejri, uno de los miembros de la delegación yemení en las conversaciones de paz que se están celebrando en Suecia, ha dicho que en realidad el régimen de los Al Saud y su delegación no tienen como objetivo resolver las cuestiones mencionadas en los diálogos.

Sin embargo, Al-Ejri ha expresado su esperanza de que las conversaciones de paz para Yemen, patrocinadas por las Naciones Unidas, tiendan a tomar las medidas serias respecto a la crisis humanitaria y económica en el país más pobre del mundo árabe.

“Delegación nacional de Yemen se presentó en las conversaciones en curso en Suecia para demostrar al mundo que somos nosotros quienes reclamamos la paz, con la condición de que esta paz resulte en la independencia de Yemen”, ha subrayado.

Delegación nacional de Yemen se presentó en las conversaciones en curso en Suecia para demostrar al mundo que somos nosotros quienes reclamamos la paz, con la condición de que esta paz resulte en la independencia de Yemen”, enfatiza Abdulmalik Al-Ejri, uno de los miembros de la delegación yemení en las conversaciones de paz que se están celebrando en Suecia.

 

También ha confirmado noticias de acuerdos sobre intercambio de presos, considerándolos como un gran paso hacia cese de los sufrimientos. La presencia activa de la delegación yemení muestra su buena voluntad para acabar con el conflicto, ha agregado.

Mientras tanto, ha proseguido Al-Ejri, intensificar los ataques militares y hacia el sector económico muestran la inactividad de la monarquía árabe y sus aliados para poner fin a la agresión.

Conforme a Al-Ejri, hay un consenso mundial a fin de acabar con la crisis en Yemen pero para ponerlo en práctica resulta imprescindible presionar a Arabia Saudí y sus aliados para que respeten las demandas del pueblo yemení.

Los diálogos de paz para Yemen han comenzado este jueves en Suecia, donde las partes hablan del intercambio de presos, la reducción de la violencia, la reapertura del aeropuerto de Saná (capital yemení) y el acceso humanitario.

ftn/ktg/fdd/hnb

Comentarios